10 Beneficios del Pilates durante el embarazo

Con anterioridad hemos hablado en nuestro blog de los beneficios del Pilates y el partido que podemos sacarle si padecemos alguna dolencia, como por ejemplo en las cervicales y lumbares.

Hoy os vamos a hablar de los beneficios del Pilates durante el embarazo. Esta práctica ayudará a las futuras mamás durante el embarazo el parto y el postparto.

Durante el embarazo, el Pilates nos va a permitir mantener una buena forma física y tener mayor libertad de movimientos durante los 9 meses de gestación y a medida que vaya creciendo el bebé.

Cuando llegue la hora del parto, la práctica de Pilates será de gran ayuda porque nos permitirá controlar nuestro cuerpo y suelo pélvico para disponer de más recursos a la hora de afrontar ese momento. Posteriormente, también nos será de gran utilidad para recuperarnos mejor en el postparto.

10 beneficios del Pilates para embarazadas

Fortalece la musculatura abdominal y lumbar

El Pilates nos permitirá mantener una postura correcta y a cargar mejor el peso extra que vayamos adquiriendo a lo largo del embarazo. Durante los meses de gestación, los ligamentos se vuelven más elásticos, de modo que necesitamos una musculatura fuerte que nos ayude a suplir temporalmente la sujeción de esos ligamentos. 

Disminuye y previene el dolor de espalda

Gracias al fortalecimiento de nuestra musculatura obtendremos mayor estabilidad en la pelvis y la espalda, de modo que los dolores que acarrea el aumento de peso y los cambios en la curvatura de nuestra espalda se verán reducidos.

Fortalece el suelo pélvico

Con un suelo pélvico fuerte tendremos una mejor base de sujeción para nuestras vísceras y posteriormente para nuestro bebé, ya que según aumenta de tamaño, su peso nos generará mayor presión. El fortalecimiento del suelo pélvico evitará posibles escapes de orina ante cualquier tipo de esfuerzo como toser o estornudar.

Ayuda a mantener el equilibrio

A medida que el embarazo avanza nuestro centro de gravedad se desplaza y el equilibrio puede verse afectado. Con el paso de los meses también se pierde movilidad y agilidad, pero con Pilates podemos fortalecer los músculos centrales que se encargan de nuestro equilibrio.

Alivia el sobreesfuerzo de la espalda y pelvis

Los ejercicios se realizan en posiciones que no solemos utilizar en nuestro día a día, como la posición de cuadrupedia (a cuatro patas). En ella se libera toda la presión que ejerce el bebé sobre nuestra pelvis y nos ayuda a fortalecer desde otro punto de vista la espalda.

Conocimiento de la nueva postura durante el embarazo

Según va avanzando el embarazo se producen cambios a nivel interno a causa del crecimiento del bebé, lo que termina traduciéndose en cambios físicos visibles también desde fuera. Estos cambios se producen sobre todo a nivel abdominal y de la columna vertebral.

Los ejercicios de Pilates nos ayudan a conocer con detalle nuestro cuerpo y a llevar a cabo movimientos más suaves que nos servirán para relajarnos. También aprenderemos a estabilizar correctamente la columna y a protegerla a medida que el bebé vaya creciendo.

Reeduca nuestra postura

Igual que en nuestro día a día adoptamos posturas que no son correctas ni beneficiosas para nuestro cuerpo, durante el embarazo sucede lo mismo y esto deriva después en todo tipo de dolores. Es importante tomar conciencia de nuestra nueva forma física para poder controlar mejor nuestros movimientos y mejorar el equilibrio, esto nos ayudará a prevenir más dolores de los necesarios.

Ejercicios para el parto

Hay ciertos ejercicios y posiciones que además de reducir nuestros dolores y molestias durante el embarazo, trabajan la apertura de la pelvis para que al bebé le resulte más sencillo encajarse y adoptar la postura más idónea para el parto.

Ejercicios postparto

Si se ha trabajado la musculatura del suelo pélvico y el abdomen tendremos un buen tono muscular de cara al parto, de modo que esa musculatura, una vez que ha nacido el bebé, se recuperará antes que si no se hubiera ejercitado.

Aporta relajación

La respiración pausada, la concentración y los ejercicios de movimientos lentos, nos ayuda a relajarnos durante el embarazo y a esperar el parto con confianza y tranquilidad.

Como habéis podido comprobar son numerosos los beneficios del Pilates durante el embarazo, el parto y el postparto. En Virginia Moreno clínica de Fisioterapia en Segovia contamos con fisioterapeutas cualificados para impartir clases de Pilates terapéutico orientadas a las futuras mamás. Si estás embarazada y quieres beneficiarte de todas las ventajas del Pilates, no dudes en contactar con nosotros. Te guiaremos y asesoraremos según tus necesidades.